Veritas Online

Extensión del Ejercicio Profesional

Transformación tecnológica, la función fiscal ante la disrupción

Transformación tecnológica, la función fiscal ante la disrupción
mayo 31
08:00 2018

La tecnología aplicada a los impuestos abre una nueva puerta para las empresas, la autoridad fiscal y los consultores, quienes tienen una herramienta para que a partir de las bases de datos y su análisis, se gestione un adecuado cumplimiento de las obligaciones tributarias.

Durante los últimos años la función fiscal ha experimentado una serie de cambios relevantes que obligan a las empresas, asesores y autoridades fiscales a modificar la forma tradicional de:

[a] Efectuar una adecuada determinación y pago de los diversos impuestos aplicables a una entidad o individuo.
[b] Cumplir con las obligaciones tributarias adicionales alrededor del pago de los impuestos.
[c] Efectuar una adecuada interpretación de las leyes fiscales.
[d] Ofrecer servicios de asesoría y cumplimiento.
[e] Ejercer las acciones de recaudación de impuestos, vigilancia del cumplimiento de las leyes correspondientes e imposición de sanciones.

A continuación se aborda la forma en que la inclusión de la tecnología cambia de forma radical las bases de la función fiscal, ya sea por el lado de la empresa, del consultor y de las autoridades.

IMPLEMENTACIÓN DE SISTEMAS TECNOLÓGICOS

Por lo general, las empresas invierten de manera importante en el desarrollo y fortalecimiento de diversos sistemas tecnológicos que les permita integrar, a través de una base de datos centralizada, la información de sus diferentes áreas de producción, logística, inventarios, distribución y finanzas (contabilidad e impuestos), entre otros, y a través de dicha base generar diversos reportes respecto de la operación de la entidad económica que permita contar con información confiable, precisa, oportuna y valiosa para los diversos usuarios del sistema.

Estos sistemas tecnológicos generalmente son conocidos como Enterprise Resource Planning (ERP, por sus siglas en inglés). En su origen, la mayor inversión en tecnología usualmente era efectuada por las empresas, lo cual representaba cierta complejidad para las autoridades fiscales, pues en su momento hacer un análisis adecuado de la información que contenían los ERP de las empresas y efectuar las labores de fiscalización se basaba en solicitar altos volúmenes de información y documentación y, por lo tanto, la inversión de recursos humanos y de tiempo en las actividades de análisis eran muy altas.

Esto era un reto para las autoridades fiscales, pues si bien es cierto que contaban con equipos debidamente capacitados, las herramientas para ejercer las labores de fiscalización no eran las adecuadas. Claramente la solución para encontrar una adecuada respuesta y acción era la inversión en tecnología.

De esta manera, la inclusión de la presentación de forma electrónica de declaraciones de pago, informativas, dictámenes y otra serie de obligaciones comenzaron a conformar los primeros pasos que dieron las autoridades para evolucionar y sentar las bases de un cambio tecnológico que en su momento representaba un cambio importante, pero era solo el inicio.

La inclusión de la tecnología vendría a representar algo más que la presentación de declaraciones o dictámenes de forma electrónica: era una oportunidad para cambiar de manera disruptiva la forma de ver los impuestos.

Para las autoridades fiscales representó la oportunidad de continuar innovando en la forma de ejercer la función de fiscalización, pues mediante la incorporación de elementos como la facturación y la contabilidad electrónicas, aunado al desarrollo interno de diversas herramientas tecnológicas de análisis de datos, hoy le permiten explotar de manera
relevante la información incluida en sus bases de datos.

Es tal la evolución de la función fiscal en el ámbito de competencias de la autoridad que la explotación de las bases de datos con que hoy cuenta le permiten no solo ejercer sus funciones de fiscalización, sino también proponer a los contribuyentes los montos que les corresponde pagar en algunas de sus obligaciones fiscales, identificar si las tasas efectivas corresponden a aquellas relacionadas con el giro del negocio e incluso si ya está en capacidad de poner al uso de los contribuyentes herramientas tecnológicas para el debido cumplimiento de las mismas.

Los servicios tradicionales de asesoría se han visto obligados a apoyarse en herramientas para verificar la adecuada determinación de los impuestos”.

Esto trae como consecuencia que el rol del asesor fiscal dentro y fuera de las organizaciones necesariamente evolucione, pues esta transformación tecnológica obliga a que los servicios tradicionales de asesoría y de cumplimiento ahora también estén apoyados en herramientas que permitan verificar la adecuada determinación de los impuestos.

NUEVOS ATRIBUTOS EN ASESORÍA FISCAL

Ahora el asesor fiscal requiere conocimientos sobre tecnología, así como apoyarse en especialistas que le orienten respecto al desarrollo de nuevas soluciones y servicios encaminados a evaluar la calidad de la información electrónica contenida en los ERP de las organizaciones y sus potenciales efectos en materia tributaria; identificar mediante el uso de herramientas de análisis de datos los probables riesgos ante una revisión de la autoridad y proponer medidas, desarrollar herramientas de gestión y control del cumplimiento fiscal, entre otras.

Al respecto, será relevante la forma en que el asesor fiscal y el equipo de tecnología atiendan esta necesidad de innovar desde el punto de vista tecnológico, para lo cual se deberá hacer frente a nuevos retos, entre estos:

  • Integración e innovación de las herramientas tecnológicas con los procesos de las áreas fiscales.
  • Implementación de capacitaciones tecnológicas que permitan el entendimiento y comunicación entre los equipos fiscales y técnicos.
  • Optimización de procesos a través del establecimiento de pasos y etapas más ágiles que ayuden a ser más eficiente en el trabajo diario con la correcta definición, estandarización e implantación de procedimientos.
  • Implementación de herramientas de control y seguimiento en cuanto al cumplimiento de las obligaciones tributarias que permitan documentar las actividades, hacer revisiones y validaciones de procesos; de esta manera podrán tener visibilidad de la situación para la oportuna toma de decisiones.
  • Adopción de herramientas tecnológicas que ayuden en las complejas operaciones y procesos de cálculos.
  • Gestión documental digital para tener un mejor control de acceso a la información, menor tiempo de respuesta en la búsqueda de contenido, integración con sistemas existentes y mejora en la colaboración de los equipos de trabajo.
  • Sistemas de monitoreo de los riesgos fiscales que permitan tomar acciones de prevención, transferencia o mitigación.
  • Implementación de plataformas tecnológicas flexibles que permitan su evolución simple con el paso del tiempo, adecuadas a las tendencias y necesidades fiscales.
  • Incorporación de Big Data que permita tener mejoras del conocimiento interno y externo, marketing, operaciones y gestión del riesgo.
  • Cloud Computing o migración a la nube, cuyo objetivo es un ahorro de costos, mayor almacenamiento y seguridad, actualizaciones automáticas, facilidad de acceso y manejo de la información.

CONCLUSIONES

La tecnología aplicada a los impuestos representa un nuevo momento, tanto para las empresas como para los consultores y las autoridades, pues la explotación de las bases de datos, que contienen la información de las organizaciones, crea nuevas oportunidades en cuanto a la forma de analizarla para gestionar desde el adecuado cumplimiento de sus obligaciones tributarias hasta el análisis del comportamiento de una entidad y comparado con las compañías de su mismo sector; a la vez que se realiza un análisis de los probables riesgos en caso de una revisión. La adecuada selección de la estrategia de innovación tecnológica puede marcar una diferencia en la forma de atender la función fiscal actual.

 

David Ricárdez
Socio de Tax Technology KPMG en México

Frankys Baez
Director de Tax Technology KPMG en México
asesoria@kpmg.com.mx
www.delineandoestrategias.com

Related Articles

0 Comments

No Comments Yet!

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Write a comment

Write a Comment

A %d blogueros les gusta esto: