Veritas Online

Extensión del Ejercicio Profesional

Tendencias profesionales para el contador público

Tendencias profesionales para el contador público
febrero 03
09:21 2017

La profesión de Contador Público en México existe formalmente desde inicios del siglo XX. Se trata de una actividad muy noble que ha otorgado trabajo y responsabilidad a muchos colegas desde aquella época. Siendo una posición indispensable en cualquier ente económico, la labor de los contadores ha contribuido a su sana administración y control y a proveer información financiera de utilidad para la toma de decisiones. Hemos participado en el nacimiento, desarrollo, crecimiento y, por qué no decirlo, incluso muerte de muchas historias de negocio.

Tradicionalmente, se ve al contador público en la empresa como un profesionista involucrado en las áreas de contabilidad, nómina, impuestos y auditoría interna. Si se desempeñó en lo que conocemos como el sector independiente, el contador público se le identifica primordialmente en actividades de auditoría externa o bien como un consultor fiscal.

Llama la atención que nuestra preparación académica y el acceso y exposición a diferentes actividades económicas, industrias, sectores y tipos de empresa, nos permiten ser profesionales de mucho mayor alcance, aportando nuestra experiencia y conocimientos a muy diversas áreas y actividades adicionales a las anteriormente enunciadas. Este artículo pretende describir algunas de esas actividades que en ocasiones obviamos por la costumbre, para que sean consideradas por nuestros colegas en aras de ampliar su espectro de desempeño.

DIRECCIÓN FINANCIERA

El contador público que ha obtenido cierta experiencia, es un candidato ideal para encabezar la Dirección Financiera de la empresa. Tenemos la capacidad de llevar una tesorería sana, de procurar recursos adicionales para las empresas tales como créditos o apoyos económicos ya que conocemos los orígenes y destinos de los flujos de efectivo de las empresas. Adicionalmente, somos el profesional ideal para llevar una buena relación con inversionistas ya que tenemos toda la capacidad para ser ese enlace de comunicación e interpretación para eliminar las asimetrías de información entre el ente económico y los proveedores de capital de trabajo.

CONTRALORÍA

Aunque existen diferentes acepciones del término, nos queremos referir a la descripción más general de un contralor en nuestros días. Se refiere a aquella persona facilitadora de todas las áreas de la empresa, con capacidad para coordinar sus diferentes actividades. Un contralor moderno es el administrador por excepción por excelencia. Podemos ubicar un símil en la posición de un Vicepresidente General. De esta manera, gracias a su experiencia, un contralor moderno apoya en sus necesidades a todas las áreas de la empresa, ya sean de producción, administración, finanzas, ventas, compras, logística, recursos humanos, por mencionar algunas. Por ejemplo, sin ser un experto en ingeniería o el mejor vendedor de la empresa, sus conocimientos y experiencia le permiten al contador público hacer el análisis práctico necesario para apoyar a las direcciones de esas áreas a lograr sus objetivos. Situación que un director de producción o uno de ventas no podría lograr tan fácilmente dados sus conocimientos tan específicos.

DIRECCIÓN DE COSTOS

El área de costos es un escenario ideal para los contadores públicos. Tradicionalmente, la administración de costos se ha limitado a su determinación (muy general en la mayoría de los casos) para efectos de llenar datos en los estados financieros. La propuesta para la reflexión es utilizar esta información para la toma de decisiones, para la mejora de las operaciones y, en consecuencia, de las finanzas de las empresas.

DIRECCIÓN DE IMPUESTOS

En empresas de cierta magnitud, el aspecto fiscal es determinante en su desempeño financiero, y va mucho más allá del cumplimiento rutinario de las obligaciones de la empresa. Sin que sea la razón de ser de un negocio, buscar la eficiencia fiscal (y siempre legal) del ente económico, redundará en su éxito financiero. En un mundo de negocios globalizado, esta actividad toma una importancia primordial que el Contador Público preparado puede desempeñar con excelencia. Hoy por hoy las empresas deben considerar aspectos que trascienden las fronteras geográficas y políticas, tales como aprovechar estímulos fiscales y a la inversión, los precios de transferencia, el fomento a la industria, al empleo, políticas de comercio exterior, logística, requerimientos de información, cumplimiento de tratados internacionales, el combate al lavado de dinero, por mencionar solo algunos.

DIRECCIÓN DE RECURSOS HUMANOS

Es indiscutible la importancia que el recurso humano tiene para las empresas. El contador público no solo conoce el aspecto financiero de esta área, sino también los aspectos social, tributario, de motivación, de capacitación, de apoyo y de integración que esta área requiere.

DIRECTORES DE ADQUISICIONES

La actividad de compras en empresas industriales y de distribución es pilar fundamental para la adecuada operación del negocio. Con la experiencia en costos, finanzas y administración, el profesional de la contaduría tiene todos los elementos para desarrollar y controlar esa área en las empresas.

ANALISTAS FINANCIEROS

Con su experiencia contable y financiera, y conociendo los requerimientos actuales de información, el contador público tiene todas las herramientas para hacer un adecuado análisis financiero, cubriendo aspectos tales como la productividad, eficiencia, liquidez, solvencia y estabilidad de las empresas. Sus conocimientos le permiten ir más allá de los simples cálculos aritméticos, proporcionando enfoques que otras profesiones pudieran obviar.

NEGOCIADORES

Ya sea para le compra venta de acciones, de activos, de operaciones, contratos o empresas completas, el profesional de la contaduría tiene todos los elementos para facilitar y conseguir buenas negociaciones.

CONSEJEROS

Los consejos de administración actuales han dejado de ser lo que en otras épocas. Más allá de ser una reunión familiar para charlar del negocio, los consejos se han modernizado y hoy se exige una activa contribución y trabajo de los consejeros para lograr los objetivos de las empresas. Organizándose en comités para vigilar las finanzas, los recursos humanos, las compensaciones y el cumplimiento de obligaciones entre otros, los contadores tienen la capacidad de contribuir activamente en todas esas áreas. Las empresas que no aprovechan estos conocimientos y experiencia desaprovechan un gran recurso a su alcance.

OFICIALES DE CUMPLIMIENTO

Ante una tendencia global para el combate al lavado de dinero, recientemente se han establecido actividades y responsabilidades novedosas en empresas del sector financiero y de otros sectores denominados vulnerables. Estas responsabilidades recaen en la supervisión de los llamados oficiales de cumplimiento. El contador público, con su espíritu ético, inquisitivo y escéptico, cuenta con las herramientas y capacidad para ejercer esta actividad de manera profesional.

DIRECCIÓN GENERAL. CONSULTORÍA.

Como hemos mencionado, la experiencia, conocimientos y amplio espectro de actuación del contador público actual, han otorgado a estos profesionales todas las herramientas para liderar una empresa o bien, dar consejo y asesoría a las mismas. Nuestro campo de trabajo se interrelaciona con todas las áreas de la empresa y esto se traduce en capacidad de toma de decisiones y liderazgo.

ACADEMIA E INVESTIGACIÓN

Finalmente, y por si fuera poco, los contadores públicos poseen la capacidad de trabajar en equipo y con ella, la capacidad de comunicar y colaborar. Estas dos cualidades son necesarias para desempeñarse en el medio académico y de investigación. La necesidad actual de nuestro país para desarrollar estas actividades es innegable; deténgase usted colega, a pensar cuántos contadores públicos con doctorado conoce, y me atrevo a sugerir que no son muchos. La labor loable de preparar alumnos para que sean futuros contadores públicos, profesionales y éticos, y la necesidad de que México sea un generador de conocimiento gracias a la investigación rigurosa, son dos actividades que actualmente requieren nuestro apoyo para su desarrollo.

Solo hemos mencionado algunos ejemplos de actividades que los contadores públicos preparados podemos desempeñar. No podemos negar que la tecnología y el ambiente de negocios actual puede volver las actividades que hemos realizado tradicionalmente, un tanto obsoletas o innecesarias: piense usted en un ERP, en el dictamen fiscal obligatorio o en la preparación de declaraciones de impuestos. Los contadores públicos debemos mantenernos útiles y contribuir al desarrollo de las empresas. No hacerlo, en mi opinión, más allá de ser triste, sería un desperdicio.

L.C.C./P.C.F/M.B.A. Horacio Rocha San Miguel

Coordinador comisiones de Desarrollo Profesional del sector empresa

hrocha@rocha.com.mx

Related Articles

1 Comment

  1. Victor B
    Victor B febrero 14, 18:04

    Excelente artículo!

    Reply to this comment

Write a Comment

A %d blogueros les gusta esto: