Veritas Online

Económico y Financiero

Sin problemas inflacionarios

Sin problemas inflacionarios
septiembre 14
2015

Un tema que ha contribuido a robustecer la percepción del fortalecimiento de la estabilidad macroeconómica es la favorable evolución de los precios al consumidor, a pesar del entorno de volatilidad de los últimos meses.

La preocupación de que el rápido debilitamiento del peso frente al dólar pudiese trasladarse a los precios de bienes y servicios que consumen los hogares, hasta el momento no se ha materializado, incluso, la inflación se han mantenido controlada para ubicarse en sus niveles históricamente más bajos y también por debajo de la meta puntual del Banco de México de 3.0%.

Las expectativas de los especialistas en economía del sector privado, apuntan a que esta dinámica se mantendrá en los próximos meses, de tal manera que al cierre del presente año la inflación se ubique en 2.82%, que sería el porcentaje más reducido en la historia de este indicador.

Imagen1

Parte de este comportamiento se puede atribuir al bajo crecimiento de la economía, lo cual ha tenido incidencia en el consumo y ha limitado presiones provenientes de la demanda. En este contexto es importante señalar que también ha incidido la precarización del ingreso de las familias, que en los últimos años se ha reducido como consecuencia de la generación de puestos de trabajo con salarios bajos.

En este entorno cabe mencionar que la creación de nuevos puestos de trabajo se concentra cada vez más en los niveles salariales más bajos. Las cifras indican que del IV trimestre del 2007 al mismo lapso del 2014, se perdieron 3.2 millones de puestos de trabajo con ingresos superiores a los tres salarios mínimos, mientras que 5.4 millones consiguieron un empleo con ingresos inferiores a los 3 salarios mínimos.

Cifras más recientes muestran que esta situación se mantiene e incluso podrían inferirse que se agudiza, toda vez que en el primer semestre del presente año, la disminución de puestos de trabajo se amplió al segmento de quienes ganan de 2 a 3 salarios mínimos. Es decir, en los primeros seis meses se perdieron 615 mil empleos que percibían más de dos salarios mínimos, en tanto que quienes consiguieron un puesto de trabajo con menos de dos salarios mínimos fueron 938 mil personas.

Imagen2

Asimismo, no hay que menospreciar el efecto de la disminución en los precios de insumos de uso generalizado como los de energéticos, las materias primas y los servicios de telecomunicaciones, que han tenido una importante influencia en la baja de los niveles inflacionarios.

Sin duda, la participación del Banco de México en los esfuerzos para consolidar un ritmo de crecimiento estable dentro de los objetivos de la política monetaria, reflejan el deseo de fortalecer el entorno macroeconómico para consolidar un ambiente más favorable para estimular la actividad productiva y el mercado interno.

El hecho de que las expectativas inflacionarias se mantengan a la baja sin duda es una buena señal de las mejores expectativas para los siguientes años.

Sin embargo, habría que estar pendiente de la posibilidad de que este ritmo de inflación cambie de tendencia por la posible incidencia que puede darse una vez que el efecto de la baja de precios en energía y telecomunicaciones se diluya, toda vez que la comparación posterior sería respecto a un precio más bajo.

Pese a ello, es poco probable que la inflación se eleve significativamente, lo más seguro es que se mantenga dentro del rango establecido por el Banco de México de 3.0% +/- un punto porcentual.

El manejo de la política monetaria ha sido eficiente en un entorno complejo y en ese marco, es sin duda una buena señal la propuesta enviada al Senado para  que el Gobernador del Banco Central, Agustín Carstens, se mantenga por un periodo más al mando de la institución más transparente y autónoma del país.

MÉXICO

El INEGI informó que durante julio la producción industrial del país creció nuevamente 0.2%, respecto al mes previo, lo que propició que su avance anual también fuera similar al anterior: 0.7%. Por actividad económica, la producción minera aumentó 0.5%, con lo que acumuló tres meses consecutivos con variaciones positivas. Sin embargo, en términos anuales sigue mostrando cifras negativas, aunque estas comienzan a ser menores. Buena parte de este desempeño se atribuye a que la extracción de petróleo y gas ha mostrado avances en los últimos tres meses, de tal manera que su variación anual, pese a seguir siendo negativa, muestra una tendencia al alza. El sector construcción tuvo un crecimiento mensual de 1.5%, de tal manera que su variación anual fue de 4.4%. En este caso es el segmento de edificación el que sigue impulsando el sector, ya que la parte de construcción de obra civil (infraestructura), aún no termina por mostrar una clara recuperación. Por su parte, la producción manufacturera reportó una baja de 0.5% en julio, después de haberse mantenido sin cambio un mes antes, esto la llevó a un crecimiento anual de 1.3%, lo que significó su menor avance en los últimos 20 meses. Finalmente, la generación, transmisión de energía eléctrica, agua y gas, tuvo un avance mensual de 1.4% y uno anual de 4.0%.

Imagen4

Imagen5

Asimismo, el INEGI también informó que durante agosto los precios al consumidor tuvieron una alza de 0.21%, porcentaje que resultó inferior a la estimación de los especialista, lo que refleja la evolución ordenada de este indicador a pesar del complejo entorno de la economía. En términos anuales la inflación se ubicó en 2.59%, que es su nivel históricamente más bajo. El principal origen del alza mensual de los precios provino del aumento de 0.20% en el subíndice de precios subyacente, ya que debido a su elevada participación relativa, este resultado generó casi tres cuartas partes de aumento del indicador general. Por su parte, el indicador de precios no subyacente tuvo un incremento mensual de 0.24%, originado por el incremento de 0.23% en los precios de bienes agropecuarios y del alza de 0.25% en los precios de energéticos y tarifas autorizadas por el gobierno.

Imagen6

ESTADOS UNIDOS DE AMÉRICA

La Reserva Federal informó que durante julio el crédito al consumo aumentó en  19.1 mil millones de dólares, cifra que superó la estimación del mercado que anticipaba un avance de 18.0 mil millones de dólares. En el caso del crédito revolvente, se observó un aumento mensual de 4.3 mil millones de dólares en julio, después de que su saldo se pasara de 910.3 mil millones de dólares en junio a 914.6 mil millones en julio. Ese fue el quinto aumento consecutivo en el crédito revolvente. Por su parte, el saldo del crédito no revolvente fue de 2,538.8 mil millones de dólares, lo que significó un aumento mensual de 14,8 mil millones. Es importante señalar que el crédito al consumo se ha incrementado en un promedio mensual de 18.4 mil millones de dólares en los últimos 12 meses.

Imagen7

El Departamento del Trabajo informó que durante agosto los precios al productor se mantuvieron sin cambio después de haber aumentado 0.2% en julio. Este comportamiento respondió principalmente a la baja de 3.3% en los precios de la energía, que fue su mayor descenso desde enero pasado cuando disminuyeron 10.1%. La disminución de los precios de la energía respondió a la baja de 7.7% en los costos de la gasolina. Por su parte, los precios de alimentos tuvieron una alza de 0.3% en agosto, después de haber disminuido 0.1% un mes antes.

Imagen8

Agenda Económica: Septiembre

Imagen9

Indicadores financieros semanales

Imagen10

Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP)

www.ceesp.org.mx

Facebook Comments

Related Articles

Búsqueda

Síguenos en Twitter

A %d blogueros les gusta esto: