Veritas Online

Desarrollo y Capacitación

Retos y ventajas de un sistema de control de calidad

Retos y ventajas de un sistema de control de calidad
noviembre 11
2020

El contador público deberá aprende a minimizar los riesgos de exposición profesional que conlleva la realización de auditorías y otros servicios relacionados a través del sistema de control de calidad.

Con la intensión de resaltar las ventajas de contar con un sistema de control de calidad, que ayude a enfrentar de mejor forma los riesgos derivados de la incertidumbre que se vive actualmente debido a la pandemia del COVID-19, así como promover el conocimiento de la Norma de Control de Calidad, el Colegio llevó a cabo los días 11 y 12 de noviembre el curso gratuito Retos y ventajas de un sistema de control de calidad, que reunió a diversos especialistas en la materia –todos integrantes de la comisión de Control de Calidad de las Firmas de C.P.–

Con un mensaje de apertura, el presidente del Colegio, Juan Carlos Bojorges Pérez, fue el encargado de dar inicio a las actividades, resaltó que, como profesión, es necesario conocer el control de calidad para darle mayor confianza a los clientes con relación a la ejecución de su trabajo, así como a las personas que reciben el resultado de éste.

Para arrancar con las ponencias, Horacio Zúñiga Gómez centró su participación en explicar la importancia de trabajar con calidad; en este sentido desglosó los pilares que se consideran como elementos necesarios para poder lograr un esquema de óptimo de producción, que son: liderazgo, planeación estratégica, enfoque del cliente y del mercado, gestión de medición, análisis y conocimiento, enfoque del recurso humano, gestión de procesos y los resultados.

En esa línea, Heidi Martínez Marín remarcó que todos los sistemas que se tengan implementados dentro de una organización deberán estar apegados al Código de Ética. Ante el contexto de la pandemia, la ponente recalcó que las empresas tendrán que reinventarse con el propósito de lograr la permanecía en el medio, donde se tenga una mejor capacitación del personal, se adopte el liderazgo, se eliminen barreras entre áreas e implementen una filosofía basada en la calidad y no en resultados regulares a corto plazo.

Por otro lado, Fernando Spencer Holguín Maillard y Gilberto Aguilar Dávila disertaron acerca de la Norma de Control de Calidad, la cual es aplicable a las firmas de contadores públicos que desempeñan auditorías y revisiones de información financiera. Holguín comentó que esta es el mejor antibiótico contra los riesgos en una auditoría, siempre y cuando se cumplan con los requisitos regulatorios y legales. Por su parte Aguilar, habló sobre los componentes del sistema de control de calidad desde la óptica de la norma actual, además de detallar el proceso de valoración de riegos de una firma.

Como última participación del día, Martínez Marín y José Braulio Manuel Pérez Hernández platicaron acerca de la Norma de Revisión del Sistema de Control de Calidad (NRCC), establecida por el IMCP en 2011. Dentro de los beneficios de las inspecciones bajo esta norma se encuentran, entre otras, el fortalecimiento del control interno de la firma y la identificación de las áreas de mejora. En contra parte, algunos de los principales riegos por un inadecuado sistema es que existirá mayor rotación del personal, habrá problemas para transmitir el conocimiento, no se tendrá una uniformidad en los trabajos realizados afectando la reputación de la firma y llegar a recibir multas o sanciones por el incumplimiento de las regulaciones.

En la segunda jornada de conferencias, se contó con las intervenciones de Ernesto Gerardo Herrera Hurtado, Víctor Manuel González Cano, Bernardo Soto Peñafiel, integrantes de la comisión antes citada, y de Rogelio Ávalos Andrade, vicepresidente de Calidad de la Práctica Profesional del IMCP, quienes continuaron con la actualización a los presentes, sobre la materia que compete al curso.    

Herrera Hurtado y González Cano se enfocaron en dialogar acerca de cinco puntos de los seis elementos que integran el sistema de control de calidad, desde el panorama de la nueva normalidad. Herrera Huertado ahondó en los requisitos éticos relevantes, los recursos humanos y el desempeño del trabajo. En sus cometarios destacó que, al ser elementos de soporte de un sistema dentro de las firmas, estas deberán dar correcto cumplimiento y aplicación; por lo que, sin importar las circunstancias laborales, el personal tendrá que garantizar una buena productividad en su trabajo, sin mezclar, ni sacrificar su vida personal.

Por su parte, González Cano desarrolló los dos puntos faltantes que son: la aceptación y retención de las relaciones profesionales con clientes y trabajos específicos, y el monitoreo. Comentó que la pandemia ha creado muchas dificultades financieras, operativas y personales, ante ello, explicó que los inversionistas y otras partes interesadas ahora necesitan con urgencia informes financieros confiables y veraces, y auditorías independientes; es aquí donde la profesión contable tiene un gran reto en dar confianza en los estados financieros para minimizar los daños y reasignar recursos para la recuperación.

Bernardo Soto Peñafiel profundizó en el tema del escepticismo profesional ante los nuevos retos que aquejan a las auditorías. Recordó que este elemento es parte integral de las habilidades de los auditores y está estrechamente interrelacionado con los conceptos fundamentales de independencia del auditor y del juicio profesional que contribuyen a la calidad de su ejercicio profesional; bajo ese rubro, el ponente analizó diversas Normas Internacionales de Auditoría (NIA) como la 200, la 240, la 315 y la 700, que profundizan en la correcta aplicación del escepticismo.

Previo al último coloquio, el presidente del Colegio realizó una intervención para comentar sobre la importancia de la presentación de NRCC ante el IMCP e incentivar a la membrecía a dar cabal cumplimiento con este requisito. Externó que el Colegio tiene las puertas abiertas para apoyar al gremio contable, ofreciéndoles este tipo de cursos y hasta asesorías gratuitas si así lo requieren, “como profesión organizada debemos de hacer los esfuerzos necesarios para erradicar el fenómeno del incumpliendo que estamos viviendo actualmente”, subrayó.    

Finalmente, Ávalos Andrade habló acerca del futuro de la Norma de Control de Calidad, puntualizó que después de una amplia deliberación se votó a favor de la propuesta para adoptar en México las nuevas normas internacionales de gestión de calidad ISQM 1 y 2, a partir de la fecha en que estas sean emitidas en su versión final.

Carolina Mendoza Hernández 
Asesora editorial
chernandez@colegiocpmexico.org.mx

Related Articles

Búsqueda