Veritas Online

Affectio Societatis

Reflexiones sobre fiscalización

Reflexiones sobre fiscalización
mayo 01
00:35 2015

En el lenguaje político y legislativo de nuestro país, extendido desde hace muchos años a la vasta cultura ciudadana, el término “fiscalización” se asocia a la práctica de la auditoría gubernamental. Pero igualmente, y por derivación de la voz “fiscal”, se le identifica comúnmente como una acción persecutoria, punitiva y delatora.

Nada más erróneo. Los Contadores Públicos mexicanos declaramos que la Auditoría es una función profesional de elevada y trascendente contribución al acrecentamiento de la confianza pública por la credibilidad que sus informes agregan —resultado del riguroso proceso de revisión y evaluación de la gestión y del control interno de y todo tipo de organizaciones— a las declaraciones de sus administradores, sean servidores públicos o dirigentes del sector privado.

Fiscalización es sinónimo de Auditoría. Pero en tanto la Auditoría Gubernamental se refiere principalmente a la apreciación del grado en que los ingresos públicos se destinan debidamente a los objetivos establecidos en el Presupuesto de Egresos, es decir, al ejercicio de la función “fiscal” —equilibrio de los recursos del Estado y sus aplicaciones al bien social—, se la denomina también así.

Algo más: vista la amplitud y complejidad de la Auditoría del sector público gubernamental –repasemos los orígenes de la británica “Auditoría por el valor del dinero recibido” (Value for Money Auditing) o de la “Auditoría de amplio alcance” (Comprehensive Audit) desarrollada por los canadienses, que felizmente han derivado en nuestra Auditoría Integral y al Desempeño–, podríamos entender por qué en México hemos querido hablar de fiscalización, que además extiende a otros muchos profesionales, no solo Contadores Públicos, la oportuna responsabilidad de participar en su ejecución.

“La auditoría es una función profesional de elevada y trascendente contribución al acrecentamiento de la confianza pública”.

Es apropiado señalar también que en la Administración Pública mexicana se reconoce la importante interrelación entre la Fiscalización Superior (Auditoría Externa) y la Auditoría Interna (contralorías públicas), tal como las entendemos y procuramos en las empresas particulares, cualquiera que sea su condición y su tamaño (Pymes, públicas de acuerdo con la Ley del Mercado de Valores, familiares, etcétera).

El Auditor Superior de la Federación, nuestro estimado colega Juan Manuel Portal, nos ha expuesto ampliamente el sentido y orientación del Sistema Nacional de Fiscalización que integra y conjuga estas importantes actividades profesionales, concurrentes y al mismo tiempo diferenciadas.

Hemos de subrayar, en consecuencia, que la función de la Auditoría y del control interno del Ejecutivo Federal, en quien reside la responsabilidad de administrar debida y transparentemente el ejercicio del Gobierno asignado a su gestión, tiene principios y normas mucho más precisos que la endeble encomienda de opinar sobre sus supuestos conflictos de interés.

Es plausible que ante el desafío de alcanzar consensos sobre los conceptos fundamentales de la fiscalización y de la gobernabilidad para contribuir al cumplimiento efectivo de la responsabilidad del Estado, hoy resida en la Facultad de Contaduría y Administración de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) el Seminario Universitario de Gobernabilidad y Fiscalización (SUG), creado por acuerdo del Rector, Dr. José Narro Robles, en septiembre de 2014, conforme a un espíritu de trabajo y participación multidisciplinaria e interinstitucional, al igual que lo reconocemos en la práctica de la Auditoría Gubernamental.

C.P. Jorge Barajas Palomo

Expresidente del IMCP y Secretario Técnico del SUG

sarajab@prodigy.net.mx

Facebook Comments

Related Articles

0 Comments

No Comments Yet!

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Write a comment

Write a Comment

A %d blogueros les gusta esto: