Veritas Online

Atisbos

¿Por qué nos superó Brasil?

junio 30
12:22 2014

In memoriam Francisco González Paz y Puente y Andrés Govantes, cálidos compañeros de trayecto, profesionales de excepción.

Al glosar las estadísticas comparativas entre Brasil y México se observa que, mientras el primero mejoró su posición en los últimos 20 años, al grado de que, en 2012 desplazó a Inglaterra de la sexta posición de entre las mayores economías del planeta, nuestro país empeoró su lugar en esas últimas dos décadas: ¿Qué están haciendo bien ellos y nosotros estamos haciendo mal?

En primer lugar, han hecho de su gobierno un ente fiscal robusto. La recaudación supera 25 % de su Producto Interno Bruto (PIB); en México no llegamos ni a la mitad de ese porcentaje, con una legislación, para colmo, similar a un queso gruyere por cuyos agujeros se evaden los contribuyentes.

Además de lo tributario, utilizando el Índice de Prosperidad Legatum, que se construye con ocho dimensiones (economía, oportunidades y emprendimiento, gobernanza, educación, salud, seguridad, libertad y capacidad social), estamos arriba en tres de ellas pero abajo en cinco y, en estas, con tendencia a la baja.

Los superamos, ligeramente, en educación, salud y capacidad social. En economía —además de nuestro crónico bajo crecimiento— en inversión para investigación y desarrollo somos el lugar 75, el 50 en ancho de banda y el 52 en lo referente a servidores seguros de internet, siempre debajo de Brasil.

En gobernanza y en seguridad tenemos el lugar 66 (en gobernanza, por la incapacidad para hacer respetar la ley), mientras Brasil está en el 52 (14 lugares de diferencia). En seguridad, aunque en 2009 estábamos muy cerca, (Brasil en el 71 y México en el 74) en cuatro años Brasil mejoró 2 lugares y México perdió 10; actualmente calificamos 15 lugares por debajo.

¿Qué hizo Brasil para lograr estos resultados? A finales de 2011, en la Cumbre de Negocios realizada en la ciudad de Querétaro, el expresidente “Lula” da Silva lo explicó: primero, asumir que una política de integración social destinada a los pobres también puede fortalecer el mercado interno. Se logró elevando los salarios, poniendo crédito al alcance de los pobres y con diversos programas de apoyo social.

El crecimiento de Brasil se logró elevando los salarios, poniendo crédito al alcance de los pobres y con diversos programas de apoyo social

Así 28 millones de brasileños en pobreza extrema entraron al mercado y 39 millones ascendieron a la clase media. Se incentivó la economía y se mantuvo controlada la inflación; y segundo, se diversificó el comercio exterior. El comercio con Latinoamérica se hizo crecer de 20 a 80 mil millones de dólares, lo que permitió que el crecimiento no se detuviera durante la crisis de 2008.

Esta doble estrategia (crecimiento interno y externo simultáneo) echó por tierra el dogma de los economistas tradicionales que, durante décadas, sostuvieron que se crece hacia dentro o hacia fuera, pero nunca al mismo tiempo. Se probó algo más: se puede crecer y distribuir a la vez.

EPÍLOGO

En síntesis, los brasileños se atrevieron a innovar y actuar pensando, primero, en su población, y después en las estadísticas. Imitemos al mejor y, con modestia, trabajemos para superarlo.

C.P.C. Roberto Álvarez Argüelles

Expresidente del IMCP

mireyagarza@yahoo.com.mx

 

Facebook Comments

Related Articles

0 Comments

No Comments Yet!

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Write a comment

Write a Comment

A %d blogueros les gusta esto: