Veritas Online

Atisbos

Mercado interno

Mercado interno
febrero 01
10:49 2018

Nítidos los atisbos de agotamiento del modelo neoliberal instituido por Ronald Reagan (EUA) y Margaret Thatcher (Inglaterra) hace 30 años. La reeditada promesa de achicar al gobierno y desregular el mercado para crear riqueza y después distribuirla, por enésima vez, fracasó. Si creció la riqueza en cantidades importantes, pero al carecer el modelo de una política económica con visión social, en lugar de distribuirse se acumuló en 1% de la población mundial. Así ocurrió también en nuestro país como lo documentó el informe rendido por Oxfam, Organización no Gubernamental dedicada a medir la pobreza y la acumulación de la riqueza en el mundo.

Aun en los países desarrollados se masificó el número de excluidos de los beneficios que perdieron su empleo o no pueden encontrar alguno. Esta lacerante realidad global ha catalizado un consenso sobre la necesidad de transitar a un nuevo modelo económico, que introduzca cambios que enfaticen el bienestar de la población por encima de los intereses de los mercados financieros. En el foro de la reunión de primavera del Fondo Monetario Internacional (FMI), realizada en abril de 2017, el entonces gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, fue claro: “Es el momento de atender al sector real de la economía, ya no solo al financiero”.

Lo anterior debe traducirse a estrategias concretas y no solo declarativas. En nuestro país, atender al sector real de la economía, significa fortalecer el mercado interno y diversificar, de manera efectiva y sustancial, los intercambios comerciales del país que siguen realizándose mayoritariamente con EUA. Este reenfoque pasa, inexorablemente, por renunciar al paradigma neoliberal y adoptar una política económica de Estado con visión social. Dicho claramente, significa: fortalecer el poder de compra de los hogares (más empleos y mejor remunerados) y la inversión de las empresas (crecimiento económico), al tiempo que mejorar la eficiencia y eficacia de la inversión pública (construir infraestructura).

Nuestro país es un lugar estratégico para producir, maquilar y exportar a EUA y Canadá. Al mismo tiempo, no obstante la pobreza existente, cuenta con un mercado interno en el que pueden venderse gran variedad de productos que también podemos elaborar, sin necesidad de renunciar al comercio internacional y en el entendido de que es lógico, en el corto y mediano plazo, una pausa de la apertura comercial a nivel mundial.

Lo esperable es que la apertura no continúe como hasta ahora, es decir, sin hacerse cargo de los costos y las iniquidades internas que genera, como lo mandataba el Consenso de Washington (el credo formal de la ideología neoliberal), cuyo decálogo resalta la reducción del tamaño de los gobiernos y la desregulación libérrima de los mercados, sin mencionar, ni tangencialmente, la atención al bienestar de la población que redujo su calidad de vida con tales medidas.

EPÍLOGO

Los vientos de cambio se generaron y provienen desde Gran Bretaña y EUA, las dos naciones que impulsaron la construcción de un sistema de comercio internacional para su beneficio hace 30 años. Ahora las sociedades de ambas naciones se cuestionan si realmente ese diseño era para ellos o solo para la minoría que acaparó el mayor porcentaje del excedente generado. Su enojo lo han manifestado en votaciones antisistema que se están replicado en todo el mundo.

La desigualdad de la distribución de los beneficios es la razón fundamental de este deseo de cambio. Existen grandes ganadores del comercio internacional, pero también, objetivamente demostrado,  grandes perdedores, cuyo importante número ha impulsado, con el voto electoral, a líderes y políticas públicas  globalifóbicas. Se abre la oportunidad de modificar el modelo hacia uno que robustezca y haga crecer el mercado interno.

 

C.P.C. Roberto Álvarez Argüelles
Expresidente del IMCP
mireyagarza14@yahoo.com.mx

Facebook Comments

Related Articles

0 Comments

No Comments Yet!

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Write a comment

Write a Comment

A %d blogueros les gusta esto: