Veritas Online

Actividades de la Presidencia

Diálogos para el diseño de la política nacional anticorrupción

Diálogos para el diseño de la política nacional anticorrupción
diciembre 14
17:30 2017

En la Unidad de Posgrado de la UNAM, Lourdes Morales Canales, Coordinadora de la Red por la Rendición de Cuentas en la Secretaría de la Función Pública (SFP), y Jaqueline Peschard Mariscal, titular del Comité de Participación Ciudadana, reunieron a representantes de diversas entidades públicas y privadas con experiencia en temas de rendición de cuentas y anticorrupción para tratar el tema Diálogos para el diseño de la política nacional anticorrupción. Puntos de contacto.

Al iniciar con los Diálogos, Peschard Mariscal dijo que la intención de la reunión es generar propuestas que ayuden en el proceso de construcción de una política nacional anticorrupción, “que es una de las tareas que tiene el Comité, pues desde hace varios meses no se pueden hacer propuestas por si solas por lo que necesitamos la concurrencia de distintas organizaciones y entidades que forman parte del Sistema Nacional Anticorrupción (SNA)”. También sentenció que la idea de la reunión es realizar un documento base que sea coordinado por la Red de Rendición de cuentas.

No obstante, la titular del Comité aclaró que para ellos es importante la participación de las organizaciones mexicanas de la sociedad civil y del SNA para tener una visión y perspectiva más amplias para proponer mejores líneas de una política nacional.

Mientras que Morales Canales mencionó que la premisa es construir una política nacional anticorrupción, acto que no se debe de ver desde una decisión mínima, sino desde todas sus aristas y “creemos que estos ejes pueden servir para avanzar.  Sabíamos que el combate a la corrupción iba a ser algo más difícil que la aprobación de normas y que los enemigos tarde que temprano se iban a manifestar”.

Dijo que la política nacional anticorrupción se ve como una parte del proceso de construcción, pero eso no significa que todo está perdido y no se puede hacer nada. Tras ello, destacó que se debe de tener claro una ruta para ayudar a las organizaciones y a los académicos.

Asimismo, citó cuatro ejes para tratar la corrupción que van desde los temas de la profesionalización, donde se requiere conocer quién ocupa los puestos públicos y así evitar el compadrazgo. “De hecho se trabaja en la mejora a la Ley de Profesionalización y se planteó una ley general, pero no hay comisiones, solo una iniciativa que esta atorada en la Consejería Jurídica de la Presidencia y veo difícil que se pueda aprobar en la agenda legislativa”.

El otro eje, explicó, tiene que ver con la Ley General de Responsabilidades (LGR) y la Justicia Administrativa. La Ley es vista por la iniciativa tres de tres, la cual es una de las tareas que tendrá que analizar el Comité de Participación Ciudadana para conocer de dónde son, cuáles son las propuestas de los candidatos y de esa forma el Congreso se vea obligado a compartir esa información. Dentro de la justicia administrativa el Comité tendrá que monitorear el abuso de la autoridad y las conductas de corrupción vistas en la LGR, “y que nos pueden indicar patrones y áreas como posibles vías para corregir fallas que provocan esas conductas”, afirmó Lourdes Morales.

Explicó a los asistentes que la mesa se va a centrar en los llamados “puntos de contacto” porque así se ha denominado a la pequeña corrupción, población que efectúa sobornos en el sector salud, educación y vivienda. “Quitar la corrupción no es fácil, por las intermediaciones (dependencias). Es algo muy complejo, ya que son los puntos donde interactúan el gobierno y ciudadanía al realizar trámites o servicios y esos puntos de contacto actúan de manera perversa a la construcción de la ciudadanía”.

Una vez que Lourdes Morales logró explicar el objetivo de la reunión, pidió a cada uno de los asistentes emitieran su punto de vista de cómo trabajar en el tema de puntos de contacto, y qué tipo de ventanilla crear para dar una mejor atención al ciudadano al momento de solicitar algún trámite o cualquier tipo de apoyo, a lo que sin duda la Presidenta del Colegio, Rosa María Cruz Lesbros, dio su opinión.

La Contadora mencionó que es necesario darle voz al ciudadano, pues comúnmente cuando se queja no tiene elementos para probar y responsabilizar al servidor público o a la institución mediante una vía formal. Para ello se requiere darle constancia al ciudadano a través de una red social o una plataforma digital que permita a los ciudadanos llevar a cabo los trámites, procedimientos e inspecciones para identificar las fallas. Posteriormente, decirle que el servicio ha sido solicitado, así como también emplear buzones de queja para terminar con la atención ciudadana.

Lic. Diana Angélica Ventura García 

Asesora editorial

dventura@colegiocpmexico.org.mx

 

Related Articles

0 Comments

No Comments Yet!

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Write a comment

Write a Comment