Veritas Online

Económico y Financiero

Comienza la era Trump

Comienza la era Trump
enero 25
11:50 2017

Previo a la toma de posesión de Donald Trump como el presidente número 45 de los Estados Unidos, los mercados financieros aumentaron su volatilidad ante la preocupación de que en su discurso inicial el nuevo presidente estadounidense agudizara su posición en contra de los cánones del comercio internacional y especialmente su postura contra México. En días previos a este evento el tipo de cambio agudizó su debilitamiento que lo llevó a superar la línea de los 22 pesos por dólar. Incluso ante este entorno, algunas expectativas modificaron sus pronósticos que apuntan a que la paridad podría llegar a los 23 pesos hacia finales del presente año.

Sin embargo, solo horas antes de la toma de posesión, los mercados mostraron una mayor tranquilidad, posiblemente esperando que de último momento la postura del nuevo presidente se moderara ante los serios problemas que deberá enfrentar para cumplir con sus propuestas de campaña, sobre todo en materia fiscal, que a final de cuentas es la base de todo su programa y en el que se apoya la política comercial que intenta establecer. No obstante, el discurso tras la toma de posesión siguió siendo agresivo y dirigido principalmente hacia México y los mexicanos. Pero finalmente hubo una recuperación del peso de casi 40 centavos,

Las ideas de Trump se centran en objetivos como un ambicioso programa de infraestructura, que requerirá de una enorme cantidad de recursos privados y que podrían no fluir como se tiene previsto, sobre todo cuando los datos indican que cerca de dos terceras partes de los condados que no votaron por Trump concentran el 60% del PIB.

El programa de Trump en una de sus versiones, se centra en el tema fiscal, especialmente en una importante modificación del sistema tributario que pretende una reducción de la tasa del impuesto sobre la renta del 35% al 20%, en el que se podrá deducir la inversión de manera inmediata al 100% y que se complementa con un impuesto de ajuste en la frontera que exenta las exportaciones y grava las importaciones.

Con estas medidas se pretende cumplir con el objetivo de crear una gran cantidad de empleos, retener la inversión en los Estados Unidos y recuperar la que está en el exterior a través de una política de amenazas en contra de las empresas que decidan seguir invirtiendo fuera del país, y en especial en México.

Muchos especialistas han hecho un análisis exhaustivo sobre todas estas medidas y la opinión prácticamente unánime, es que para lograr estos objetivos se tendrán serios obstáculos, además de que puede propiciar serias fricciones en los mercados

internacionales, que sin duda llevarán a que muchos países tomen medidas para protegerse, lo que podría incidir negativamente en la evolución de la economía mundial.

Hasta ahora se ha resaltado lo benévolos que puede ser el programa propuesto sin considerar los costos, que al parecer son elevados y pueden llevar a la economía estadounidense a un desplome en el mediano plazo.

La apreciación del dólar que resulte de los efectos del impuesto de ajuste fronterizo que exenta exportaciones y grava importaciones, debido a cambios en los precios relativos, aunado al efecto que puede generar el hecho de propiciar que la inversión sea mayor al ahorro a través de su ambicioso programa de infraestructura, harán que el déficit en cuenta corriente se eleve considerablemente. No obstante, lo más relevante pude ser que la disminución de los ingresos tributarios como consecuencia de la reducción de impuestos será mucho mayor a la recaudación que se espera por concepto del impuesto fronterizo.

En opinión de algunos especialistas, este impuesto tiene la ventaja de generar importantes ingresos fiscales adicionales, que pueden ser equivalentes a 0.6% del PIB, lo que en términos monetarios representan cerca de 120 mil millones de dólares (mmd) al año. Sin embargo la disminución de 15 puntos en la tasa del impuesto sobre la renta podría restarle al total de recaudación aproximadamente 750 mmd anuales, de tal manera que el efecto neto sería considerablemente negativo, poniendo en serios problemas la fianzas gubernamentales, elevando los niveles de deuda del país que es uno de los más endeudados del mundo.

Sin duda el escenario es complejo y nuestro país es el más afectado, por lo que es el momento de tomar decisiones contundentes y que vayan en línea con la fortaleza de la economía mexicana. Responder en los mismos términos no es una idea descabellada. En realidad su propuesta fiscal –sin el ajuste fronterizo- es similar a nuestro impuesto IETU, ahora desaparecido. Considerar la instrumentación de una política fiscal espejo con los Estados Unidos tendría un impacto importante y ayudaría a compensar los efectos de una decisión de ese tipo en EEUU.

Bajar la tasa del ISR en nuestro país y elevar o generalizar el IVA pueden ser medidas necesarias. Es hora de que en conjunto el gobierno y el sector privado se concentren en realizar propuestas que contribuyan tanto a enfrentar la situación que se avecina, como a insistir en el combate a la corrupción e impunidad, que han sido factores importantes que han inhibido un mayor ritmo de crecimiento y que obstaculizan cualquier política económica en la que no haya consenso y beneficio político ni ganancias monetarias, afectando la población objetivo que puede ser beneficiada.

Una posible ventaja en contra de la política Trump, es que inicia su presidencia con un porcentaje considerablemente bajo en aceptación, además de que incluso dentro del partido republicano, existen opiniones contrarias o más moderadas en cuanto a su programa. Aunado a esto, en México hay consenso entre el sector público y el privado de la necesidad de trabajar conjuntamente para fortalecer la economía mexicana.

MÉXICO

De acuerdo con el reporte mensual del INEGI, los indicadores del ocupación y empleos cerraron el 2016 con un comportamiento favorable. Las cifras indican que en diciembre la tasa de desempleo fue de 3.7%, mismo porcentaje que un mes antes, pero notoriamente inferior al 4.4% que se reportó en igual mes del año previo. Por su parte, la población subocupada, que es aquella que declaró tener necesidad y disponibilidad para trabajar más horas, fue equivalente al 6.8% de la población ocupada, dato que estuvo por debajo del reportado tanto el mes previo como un año antes. Por su parte, la tasa de informalidad laboral mantuvo su tendencia a la baja al representar 56.6% de la población ocupada, lo que significó su porcentaje más bajo desde el inicio de las serie que publica el INEGI a partir del 2005.

IA

La evolución de la industria manufacturera le ha permitido seguir siendo una importante fuente de empleo. Cifras desestacionalizadas del INEGI indican que durante noviembre, el personal ocupado en este sector tuvo un incremento mensual de 0.2%, mismo porcentaje que un mes antes. Este resultado reflejó el incremento en igual proporción en el número de obreros como de empleados. Sin embargo, en materia salarial se observa debilidad, ya que en noviembre las remuneraciones medias reales disminuyeron 0.1% respecto a octubre, lo que significó su segundo mes consecutivo a la bajas. Este resultado respondió principalmente a la disminución mensual de 0.3% en el rubro de sueldos y de 1.0% en prestaciones sociales, en tanto que los salarios tuvieron una alza de 0.3%.

IB

El INEGI dio a conocer los resultados de la Encuesta Nacional de seguridad Pública Urbana, en la cual señala que a diciembre del 2016 el 74.1% de la población de 18 años y más consideró inseguro vivir en su ciudad, lo que además de mostrar un importante aumento respecto a los dos años anteriores, es el porcentaje más alto desde el inicio de la serie en septiembre del 2013. Por ciudad, las que fueron consideradas más inseguras para vivir fueron Villahermosa con una percepción negativa del 97.5%, seguida de Chilpancingo con 96.2% y el Oriente de la Ciudad de México con 95.0%.

IC

ESTADOS UNIDOS DE AMÉRICA

La Reserva Federal informó que durante diciembre la producción industrial aumentó a un ritmo mensual de 0.8%, después de una caída de 0.7% un mes antes. Este resultado respondo principalmente, al fuerte incremento de 6.6% en el índice de servicios públicos, como consecuencia de un retorno a temperaturas más normales después de un sorpresivo clima cálido que llevó a una disminución de 4.6% en este indicador en noviembre. Por su parte, la producción manufacturera aumentó 0.2% mensual, impulsada por el avance de 0.5% en la producción de bienes duraderos. La producción minera se mantuvo sin cambios en diciembre después de una caída de 0.7% en noviembre. Con estos resultados, la producción industrial muestra un avance anual de 0.5%.

ID

De acuerdo con el Departamento del Trabajo, durante diciembre los precios al consumidor aumentaron 0.3%, principalmente por el aumento de 1.5% que tuvieron los precios de energía, ya que los precios de alimentos se mantuvieron sin cambio. Excluyendo energía y alimentos, el indicador de precios subyacente tuvo un aumento mensual de 0.2%. Con estos resultados, la inflación anual se ubicó en 2.1%. La dinámica de aumento de los precios al consumidor está en línea con el objetivo de la Reserva Federal, lo que puede apoyar el aumento de las tasa de interés.

IE

El Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano informó que durante diciembre el inicio de la construcción de casa nuevas creció 11.3%, respecto al mes previo, para ubicarse en una cifra anualizada de 1.226 millones de viviendas, cifra que, comparada con la del mismo mes del año previo, muestra un crecimiento de 5.7%. Por su parte, los permisos de construcción sumaron 1.210 millones a tasa anual, lo que significó una disminución mensual de 0.2%, aunque respecto al año previo mantuvo un ligero avance de 0.7%.

  ANÁLISIS ECONÓMICO EJECUTIVO IG Centro de Estudios Econpomicos del Sector Privado
www.ceesp.org.mx

Facebook Comments

Related Articles

0 Comments

No Comments Yet!

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Write a comment

Write a Comment

A %d blogueros les gusta esto: