Veritas Online

Económico y Financiero

CEESP: La necesidad de reducir el gasto

CEESP: La necesidad de reducir el gasto
agosto 29
08:03 2016

A más tardar el próximo 8 de septiembre se presentará al Congreso el Paquete Económico 2017, en el que se espera que las autoridades hacendarias tengan contemplada una verdadera estrategia de gasto, toda vez que en esta ocasión será posiblemente la principal manera de mantener sanas las finanzas públicas, ya que en materia fiscal tal parece que se mantiene el compromiso de no elevar la carga tributaria ni instrumentar nuevos impuestos, al menos hasta el final del sexenio.

Sin duda será interesante ver como se estructura el marco macroeconómico sobre el cual se apoyará la elaboración del Paquete Económico, sobre todo cuando las estimaciones de crecimiento del PIB se han ajustado a la baja de manera importante respecto a lo que se preveía en el documento de Precriterios 2017 que se dio a conocer en abril pasado.

A principios del año la economía crecía a un ritmo de 2.5% y las autoridades esperaban que el dinamismo que mostraba el consumo fuera suficiente para impulsar el mercado interno y lograr un ritmo de avance de la actividad económica entre un rango de 2.6% a 3.6%, tanto para el 2016 como para el 2017, según se puede observar en el marco macroeconómico publicado en el documento de Precriterios 2017. Sin embargo, en el segundo trimestre el balance de riesgos comenzó a agudizarse propiciando un menor dinamismo de la economía, al grado de que las expectativas de crecimiento continuaron corrigiéndose a la baja, acercándose cada vez más a la línea del 2.0%. Asimismo, al mismo tiempo que se dio a conocer la caída del PIB en el segundo trimestre, que simplemente confirmó lo que ya había anticipado el INEGI en su estimación oportuna del comportamiento de la economía, la Secretaría de Hacienda anunció una corrección a la baja de su pronóstico para el presente año al ubicarlo en un rango de entre 2.0% y 2.6%. Sin duda esta corrección es importante y refleja la preocupación entre las autoridades de que la economía sigue debilitada. Sobresale en la última estimación de crecimiento, que el nivel máximo esperado corresponde al nivel mínimo que se esperaba en abril pasado.

La economía mundial sigue sin repuntar, en especial los Estados Unidos, que es nuestro principal socio comercial y fuente importante del impulso del aparato productivo mexicano, y no hay señales de una recuperación significativa en los próximos meses. De hecho, esto ha sido un factor relevante en la decisión de la FED para mantener sin cambio sus tasas de interés.

Fortalecer la estabilidad macroeconómica es fundamental en este contexto, y la mejor manera de hacerlo es un programa de gasto eficaz y transparente. Uno que contribuya realmente a impulsar la actividad económica y al mismo tiempo cumpla su función como factor de redistribución de la riqueza.

Hasta ahora, existe un gran número de programas que siguen siendo considerablemente regresivos, a pesar de los esfuerzos que se hicieron con el intento de instrumentar un presupuesto base cero. No obstante, los recursos destinados a la inversión productiva han continuado reduciéndose, inhibiendo la posibilidad de fortalecer el acervo de capital, ocasionando que la creación de nuevos empleos no sea la suficiente para satisfacer las necesidades que año con año tienen quienes se integran al mercado laboral.

No hay duda de que es fundamental que el gasto público sea eficiente, sin embargo, dadas las condiciones ya no solo es indispensable la buena asignación de los recursos, sino una reducción importante en todo el gasto. La relación deuda total a PIB, considerando al saldo histórico de los requerimientos financieros del sector como el indicador más amplio de deuda pública, fue equivalente a 46.9% hasta el primer trimestre del año, y se espera que al finalizar el ejercicio ascienda a 50%. Si esto se cumple, en los primeros cuatro años del sexenio la deuda total se habrá incrementado en el equivalente a 13.6 puntos del PIB.

Aunque los planes de las autoridades apuntan en la dirección correcta al estimar una disminución de medio punto porcentual en los requerimientos financieros del sector público para el 2016, de tal manera que representarían 3.0% del PIB, es claro que la velocidad con que se intenta ajustar esta variable es considerablemente menor en la que se incrementó la deuda total.

Fortalecer la estabilidad macroeconómica implica consolidar las finanzas públicas, para lo cual es indispensable una reducción importante del gasto público que contribuya a regresar a un balance primario superavitario suficiente para evitar que la deuda total siga creciendo como porcentaje del PIB y además contribuya a reducir las presiones de la cuenta corriente, que en la primera mitad del año registró un déficit de 15,449 millones de dólares, cifra equivalente al 3.0% del PIB.

A note book with pencil

En los Precriterios 2017 se anticipa que en ese año el balance primario será positivo en 0.2% del PIB. Sin embargo, este superávit  es insuficiente para evitar que la relación deuda/PIB se siga incrementando, dado el entorno que se anticipa, como un menor ritmo de crecimiento, tasas de interés más altas y mayor deuda. El superávit primario necesario para evitar que la deuda siga creciendo como proporción del PIB debe ser de 1.5% del PIB, que equivale a cerca de 300 mil millones de pesos, que sería la necesidad de ajuste del gasto. Esa cifra se deriva de que la tasa de crecimiento de la economía es muy inferior a la tasa de interés que se paga por la deuda, 2.3% frente a 5%. Por lo que la deuda sólo por intereses, se incrementa más rápido que el PIB. Cualquier superávit primario inferior a 1.5% del PIB, implicará un incremento de la deuda con respecto al PIB.

En este contexto, sería deseable y no sería extraño que en el Paquete Económico que presentarán las autoridades hacendarias, se observen medidas más agresivas en materia de reducción del gasto. Esto contribuiría incluso, a reducir el déficit de la cuenta corriente con su positivo efecto sobre el tipo de cambio. El Congreso de la Unión, en una actitud responsable deberá apoyar y propiciar que tengamos un superávit primario lo más cercano a 1.5% del PIB.

El aumento de la deuda en los años recientes y la escasa inversión pública deterioró los niveles de confianza que llevó a las calificadoras a ajustar algunos criterios de la calificación de deuda soberana de México. Es por ello que el objetivo principal de las autoridades es el fortalecimiento de las finanzas del país, que es la base fundamental de la estabilidad macroeconómica.

MÉXICO

Cifras del INEGI indican que durante el segundo trimestre del año, el Producto interno Bruto (PIB) tuvo una caída de 0.2% respecto al periodo previo, lo que significó su primera variación negativa en los últimos doce trimestres. Con este resultado, su variación anual fue de 1.5%, lo que refleja una desaceleración de la actividad económica. Al interior del indicador general, las actividades terciarias tuvieron una avance trimestral de 0.1%, que es el mas bajo en los últimos diez trimestres. En términos anuales esto significó un crecimiento de 2.4% que también muestra una tendencia a la baja, señal de que el mercado interno también comienza a perder fuerza. Por su parte, las actividades primarias cayeron 0.3% en el trimestre, aunque en términos anuales crecieron 3.9%. Las actividades secundarias disminuyeron 1.5% trimestral, lo que propició que su comparación anual fuese negativa en 0.3%, la primera caída desde el tercer trimestre del 2013.

Imagen1

Como ya se anticipaba, durante la primera quincena de agosto, lo precios al consumidor aceleraron su ritmo de crecimiento al elevarse 0.31%, lo que significó su mayor alza para el mismo lapso desde 2008. Este comportamiento respondió principalmente al efecto proveniente del aumento del precio de las gasolinas y electricidad, que llevaron al rubro de precios de energéticos a reportar un incremento quincenal de 2.25%, lo que contribuyó para que el subíndice de precios no subyacente reportara un aumento de 0.90%, que fue el mas alto para una primera quincena de agosto desde 2004. Por su parte, el subíndice de precios subyacente aumentó 0.13%, respondiendo en buena aparte, al incremento de las colegiaturas ante el inicio del nuevo ciclo escolar. En términos anuales, la inflación general se ubicó en 2.80%, la subyacente, que refleja más claramente la evolución de los precios fue de 2.97%, en tanto que la no subyacente tuvo una alza anual de 2.26%.

Imagen2

De acuerdo con los datos del INEGI, durante junio las ventas al menudeo reportaron un aumento mensual de 1.0%, lo que permitió que en términos anuales su comparación mostrara un avance de 9.1%, manteniendo su tendencia ascendente. De los rubros más dinámicos, está el relacionado con la venta de productos textiles, bisutería, accesorios de vestir y calzado, que tuvo un aumento mensual de 4.7%, que lo llevó a un incremento anual de 17.3%, con lo que mantuvo su ritmo de avance de dos dígitos por cuatro meses consecutivos. La venta de enseres domésticos, computadoras, artículos para la decoración de interiores y artículos usados, registró un crecimiento mensual de 2.0% y uno anual de 15.4%. Por su parte, la venta de vehículos de motor, refacciones, combustibles y lubricantes creció a una tasa mensual de 1.6% y a una anual de 11.9%.

Imagen3

Cifras del Banco de México indican que durante julio el valor total de las exportaciones fue de 29,770.3 millones de dólares (md) cifra que resultó inferior en 8.9% a la del mismo mes del año pasado. Al interior de estas, la exportaciones petroleras mantuvieron su comportamiento negativo al registrar una caída anual de 22.3%, en tanto que las no petrolera retrocedieron 8.0%, como consecuencia principalmente, de la disminución de 9.0% en las ventas de bienes manufactureros. Por su parte, las importaciones cayeron 9.9% anual, respondiendo a una baja de 9.2% en la importación de bienes de consumo, de 10.1% en las de bienes intermedios y de la disminución de 9.5% en las de bienes de capital. A pesar de que las importaciones cayeron más que las exportaciones, no fue suficiente para evitar que el saldo de la balanza de bienes resultara negativa en 1,827 md, de tal forma que en los primeros siete meses del año se acumuló un déficit de 8,943 md.

Imagen4

ESTADOS UNIDOS

De acuerdo con la segunda estimación del Departamento de Comercio, durante el segundo trimestre del año el PIB registró un incremento anualizado de 1.1%, en línea con lo que anticipaba el mercado, aunque una décima por debajo de la estimación preliminar. En el caso del gasto en consumo personal se observó un ajuste al alza en su ritmo de crecimiento al pasar de 4.2% a 4.4%, en tanto que la inversión privada se mantuvo sin cambio con una caída de 7.9%. El gasto de gobierno reportó una caída anualizada de 1.5%, seis décimas de punto porcentual mayor al dato preliminar. Por su parte, las exportaciones crecieron 1.2%, en tanto que las importaciones lo hicieron en 0.3%, lo que significó en el primer caso, un ajuste a la baja de dos décimas de punto porcentual y en el segundo, contrasta con una disminución de 0.4% que se había reportado en la primera estimación.

Imagen5

El Departamento de Vivienda y Desarrollo urbano informó que a tasa anual, durante julio se vendieron 654 mil viviendas nuevas, lo que significó un incremento mensual de 12.4%, en tanto que comparado con el dato del mismo mes del año pasado el avance fue de 31.3%. Este comportamiento es una buena señal tanto para las empresas constructoras de vivienda, como para la economía en su conjunto. Sin embargo, la National Association of Realtors señaló que en julio la venta de casas usadas se contrajo 3.2% respecto al mes previo, lo que propició que en términos anuales se observara una caída de 1.6%.

Imagen6

Por otro lado, el Departamento de comercio informó que en julio los nuevos pedidos de bienes duraderos aumentaron a una tasa mensual de 4.4%, después de dos meses consecutivos con variaciones negativas. Asimismo, superó el pronóstico del mercado, que anticipaba un avance de 3.5%. Excluyendo el segmento de transporte, los nuevos pedidos crecieron 1.5%.

Imagen7

AGENDA ECONÓMICA: AGOSTO-SEPTIEMBRE

Captura

INDICADORES FINANCIEROS SEMANALES

Captura2

Centro de Estudios Económicos del Sector Privado A.C.

www.ceesp.org.mx

Related Articles

0 Comments

No Comments Yet!

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Write a comment

Write a Comment

A %d blogueros les gusta esto: