Veritas Online

Económico y Financiero

CEESP: El mercado interno

CEESP: El mercado interno
julio 09
12:14 2018

La encuesta de expectativas que realiza mensualmente el Banco de México indica que, en opinión de los especialistas del sector privado, el promedio del pronóstico de crecimiento del producto interno bruto del país (PIB) para el presente año mejoró marginalmente al pasar de 2.26% a 2.29%. Esto a pesar de que algunas opiniones consideraron que, si los resultados de las elecciones beneficiaban al que finalmente fue el candidato vencedor, podría esperarse incluso una variación negativa en las estimaciones de crecimiento de la economía para los próximos años.

Aunque la encuesta de BANXICO se levantó días antes de la elección presidencial, los datos que anticipaban los sondeos electorales tenían prácticamente una nula probabilidad de cambiar las expectativas de quién sería el ganador de la contienda presidencial. A pesar de ello, la percepción de los especialistas fue moderada y no reflejó la preocupación que se anticipaba, aunque tampoco mostró una expectativa favorable, toda vez que lo que se percibe de los pronósticos para el 2019 (2.24%) y 2020 (2.39%), que se corrigieron a la baja, es que la economía mantenga un comportamiento inercial y evidentemente insuficiente para beneficio de los hogares.

Lo preocupante es que esta evolución inercial que reflejan los pronósticos se apoya en buena medida en la notoria moderación del ritmo de crecimiento de la economía en los dos últimos años, que puede decirse, responde a una serie de políticas económicas que finalmente sí tuvieron incidencia en la actividad productiva del país.

La liberación de los precios de combustibles (gasolinas y diesel), junto con la rápida depreciación del tipo de cambio debido a la coyuntura internacional que representó el proceso electoral de los Estados Unidos y que llevó a una paridad de casi 22 pesos por dólar, contribuyeron a un rápido repunte de la inflación, que cerró en 2017 en el nivel más alto de los últimos 17 años (6.77%), incidiendo negativamente en el poder adquisitivo de los hogares y por ende afectando el ritmo de avance del consumo. Después de una moderada apreciación del tipo de cambio y un cambio de tendencia en el ritmo de crecimiento de los precios en los primeros meses del presente año, cifras recientes reportaron un nuevo episodio de volatilidad cambiaria como consecuencia del proceso electoral en nuestro país, generando presiones adicionales en la inflación, lo que se refleja en una corrección al alza del pronóstico de los especialistas del sector privado que la vuelven a ubicar ligeramente por arriba del 4.0% al cierre del presente año.

Mientras que en la economía de los Estados Unidos la evolución de los precios al consumidor se colocó en línea con su objetivo, la tasa de desempleo reportó su nivel más bajo desde el año 2000, y el ingreso y el gasto personal mejoraron de tal manera que esto contribuyó para que la tasa de ahorro personal se ubicara en sus niveles más bajos desde 2005, generando las condiciones para que la Reserva Federal retomara una política de aumento de tasas de interés. En nuestro país se siguió una política similar, aunque con el objetivo, por una parte, de seguir siendo atractivos a los mercados financieros internacionales y evitar la salida de recursos, y por otra, para hacer frente a los efectos de la elevada inflación. Aunque las medidas de política monetaria que se siguieron contribuyeron para mantener la estabilidad macroeconómica del país, era de esperarse que tuviese un efecto sobre el ritmo de crecimiento.

Mientras que entre 2016 y lo que va del 2018 la Reserva Federal de los Estados Unidos autorizó seis incrementos en sus tasas de interés, en México fueron 12 los incrementos que aprobó el Banco de México. La tasa de referencia del banco central pasó de 3.25% en enero del 2016 a 7.75% en junio de este año, lo cual tuvo una incidencia en el ritmo de crecimiento de la economía al elevar el costo del financiamiento.

A partir del 2015 la economía mexicana, vista a través del indicador global de la actividad económica (IGAE), muestra una tendencia a la baja en su ritmo de crecimiento; de reportar tasas superiores a 3.0% en ese año a niveles inferiores a 2.0% en su más reciente registro de abril de este año.

Esto refleja el comportamiento a la baja que muestran las actividades terciarias, que además de ser las de mayor participación relativa dentro del PIB, muestran en buena medida, la evolución del consumo. En este caso, su moderación ha sido mayor, ya que de llegar a crecer a tasas anuales cercanas a 6% en septiembre del 2015, en abril de este año su avance fue de solo 2.0% anual.

El deterioro del poder adquisitivo por el repunte de la inflación, aunado al mayor costo del financiamiento, se refleja en la evolución de indicadores como el de las ventas al menudeo y del sector servicios. En ambos casos se aprecia una clara tendencia a la baja a partir del 2017. Si bien en los meses recientes reportan una leve mejoría, las expectativas de que el ritmo de crecimiento de los precios al consumidor tardará más de los esperado en reducirse podría generar una mayor cautela entre los consumidores. Un indicador que refleja en buena medida esta coyuntura es la venta de autos en el mercado interno, que ya acumula doce meses consecutivos con variaciones negativas.

Si bien el mercado externo ha retomado fuerza como un factor de impulso de la economía, la posibilidad de que este pueda volver a moderar su fuerza aumenta con la preocupación sobre la política comercial que siga instrumentando los Estados Unidos. La incertidumbre sobre la supervivencia del TLCAN, así como el uso de aranceles como medida proteccionista puede afectar la dinámica exportadora de México. Hay que tener presente que poco más de 80% de las ventas al exterior se canalizan a la economía estadounidense.

La fortaleza del mercado interno es fundamental para sentar las bases de un crecimiento sólido y sostenido. Es por ello que se debe insistir en el estímulo de la inversión productiva que propicie la generación de empleos suficientes y de calidad que redunden en una mayor capacidad de consumo de los hogares.

 

MÉXICO

Las señales de una moderación en el ritmo de crecimiento de la economía y la incertidumbre generada por el proceso electoral, contribuyeron para que la confianza empresarial mostrara una disminución mensual por segundo mes consecutivo durante junio. En el caso del sector construcción, tuvo una baja de 0.5 puntos, con lo que su indicador se ubicó en 46.2 puntos, acumulando 41 meses por debajo del umbral de los 50 puntos. El indicador del sector manufacturero se ubicó en 48.7 puntos, tras una disminución mensual de 0.7 puntos, de tal manera que sumó 30 meses por debajo de la línea de los 50 puntos. En el caso del indicador del sector comercio se observó una baja de 0.4 puntos en el mes para reportar 47 puntos, sumando 43 meses en un nivel inferior a los 50 puntos.

Por su parte, el indicador de confianza del consumidor mantuvo un comportamiento positivo al reportar un aumento mensual de 0.3 puntos durante junio, lo que pudo ser reflejo de la percepción de una paulatina mejora en el poder adquisitivo ante la disminución en el ritmo de crecimiento de los precios al consumidor y la perspectiva de que esto se mantendrá en los siguientes meses. A excepción de la opinión acerca de la situación actual de los hogares que se redujo 0.2 puntos en el mes, el resto de rubros que integran el indicador general tuvieron resultados positivos. Sin embargo, a pesar de que esto contribuyó para que la confianza del consumidor mejorara respecto al año pasado, su nivel se mantiene por debajo del umbral de los 50 puntos desde que inició su publicación en 2001.

Cifras del INEGI indican que en abril la inversión fija bruta disminuyó 1.3% respecto al mes previo, acumulando dos meses seguidos con bajas. Esto respondió a una caída de 2.2% en la inversión en maquinaria y equipo y una disminución de 0.8% en la inversión en construcción. No obstante, en términos anuales la inversión fija bruta creció 5.3%, que puede ser reflejo de un efecto aritmético después de que en abril del año pasado cayera 4.8%.

ESTADOS UNIDOS

De acuerdo con el reporte del Departamento del Trabajo, durante junio las nóminas no agrícolas aumentaron en 213 mil personas, cifra que si bien estuvo por debajo de los 244 mil nuevos empleos que se generaron un mes antes, superó notoriamente la estimación del mercado que anticipaba la creación de 195 mil nuevos puestos de trabajo. Este resultado respondió al aumento de 202 mil nuevos trabajadores en la nómina del sector privado y 11 mil en la del sector gobierno. Por su parte, la tasa de desocupación reportó un ligero repunte para ubicarse en 4.0%, lo que refleja el aumento de las personas que buscan un empleo ante los buenos resultados que ha tenido el mercado laboral.

De acuerdo con el reporte del Institute for Supply Management, en junio el índice manufacturero  se ubicó en 60.2 puntos, superando tanto el dato del mes previo (58.7 puntos) como la estimación del mercado que anticipaba un nivel de 58.5 puntos. Con este comportamiento acumuló 22 meses consecutivos en los que el indicador superó la línea divisoria entre expansión y contracción, es decir, por arriba de los 50 puntos. De acuerdo con los especialistas, este comportamiento refleja la fortaleza del sector manufacturero.

En el caso del indicador del sector servicios, el reporte señala que en junio se ubicó en 59.1 puntos, superando igualmente el dato del mes previo (58.6 puntos) y el pronóstico del mercado (58.3 puntos). Sin embargo, en el caso del indicador del sector servicios, con este resultado acumuló 101 meses consecutivos por arriba del umbral de los 50 puntos. Este resultado sugiere que tanto el sector manufacturero como el de servicios mantienen una importante aceleración, lo que fortalece la expectativa de que el PIB del segundo trimestre mostrará un importante repunte.


 

Centro de Estudios Económicos del Sector Privado
www.ceesp.org.mx

 

Facebook Comments

Related Articles

0 Comments

No Comments Yet!

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Write a comment

Write a Comment

A %d blogueros les gusta esto: