Veritas Online

Auditoría

Auditoría interna, mejora continua para la organización

Auditoría interna, mejora continua para la organización
septiembre 01
2019

En el siglo XX, las empresas comenzaron a ver a la auditoría interna como una actividad profesional de aseguramiento y respaldo para la dirección general con beneficios para un mejor desarrollo de operaciones y cumplimiento de objetivos.

La auditoría interna se define por el Instituto de Auditores Internos (IIA, por sus siglas en inglés) como actividad independiente y objetiva de aseguramiento y consulta concebida para agregar valor y mejorar las operaciones de una organización al ayudar a cumplir objetivos, aportar un enfoque sistemático y disciplinado, evaluar y mejorar la eficacia de los procesos de gestión de riesgos, control y gobierno.

ACTIVIDADES

El área es de suma importancia porque auxilia de manera directa a la dirección general para satisfacer las necesidades existentes; además, agrega recomendaciones de mejora continua para la organización con estas actividades:

Proteger los activos de la entidad a través de manuales, políticas y procedimientos.
Resguardar a la empresa contra fraudes, pérdidas y futuros acontecimientos que la pudieran afectar.
Asegurar que por medio de políticas, manuales y procedimientos, una acertada comunicación en la organización y la generación de información financiera confiable y oportuna en los diferentes niveles.
Evaluar la situación financiera respecto al origen y aplicación de los recursos con que cuenta.
Vigilar el cumplimiento de disposiciones legales y reglamentarias a cumplir.

CONTROL INTERNO

Es indispensable mencionar que el control interno es la columna vertebral para las organizaciones, ya que asegura el funcionamiento correcto para cumplir objetivos. El control interno se define como el proceso diseñado, implementado y mantenido por los responsables del gobierno de la entidad, la dirección y otro personal con la finalidad de proporcionar una seguridad razonable sobre la consecución de los objetivos relativos a la fiabilidad de la información financiera (IMCP, 2019).

La función de auditoría interna es implementar un sistema de control interno, según las necesidades y características de la organización eficaz para lograr los propósitos de la organización.

BENEFICIOS

La calidad es una palabra clave que debe tener presente el examinador en todas sus funciones, ya que su departamento tiene la obligación de crear valor agregado para toda la organización y, por ende, es necesario contar con un área de auditoría interna con los siguientes beneficios: 

Procesos eficientes en toda la organización, evitar reprocesos y optimizar el uso de los recursos.  
Satisfacción de los clientes.
Mejor imagen, seguridad y confianza de la organización.
Aumentar la productividad y competitividad.
Promover la comunicación entre los diferentes niveles.

Asimismo, se deben evaluar los siguientes cuestionamientos para conocer el funcionamiento del área y saber si existen áreas de oportunidad:

• ¿Se cumplen las metas planeadas por el departamento de auditoría interna?
• ¿Cómo se percibe a esta área dentro de la organización?
• ¿Sus actividades contribuyen a la mejora de procesos, gestión de riesgos, control y gobierno?
• ¿Mi trabajo se realiza con diligencia profesional?

CONOCIMIENTOS Y HABILIDADES DEL AUDITOR INTERNO

Es indispensable que todo auditor interno tenga conocimientos y habilidades para desarrollar su trabajo de manera profesional. También es imperante actualizar el conocimiento y habilidades profesionales al nivel requerido para asegurar un servicio profesional competente. Algunas competencias, conforme el glosario de Normas Internacionales de Auditoría (NIA):

Independencia: Se define como la actitud mental que permite expresar una opinión sin influencias que comprometan el juicio profesional. El auditor interno debe ser independiente y realizar un trabajo objetivo con el fin de:
o Promover la ética en la organización.
o Disminuir conflictos de interés.
o Impulsar la responsabilidad corporativa.
o Fomentar la rendición de cuentas.

Escepticismo profesional: Actitud que incluye una mentalidad inquisitiva, una atención especial a las circunstancias que pueden ser indicativas de posibles incorreciones debidas a errores o fraudes y una valoración crítica. En pocas palabras, hace énfasis en que el auditor compruebe por su propia cuenta un conjunto de hechos y circunstancias relativas.

• Juicio profesional: Aplicación de la formación práctica, el conocimiento y la experiencia profesional para la toma de decisiones. A través de la práctica profesional del auditor (experiencia), debe tomar decisiones que considere que sean favorables para la organización.

Es importante mencionar que el auditor interno debe tener el compromiso de actualizarse, mirar el presente y futuro debido a los cambios radicales que se viven, los cuales son generados por la globalización que repercute en modificaciones a normas, leyes y procedimientos.

Todo esto, a su vez, da fiabilidad a que el auditor interno sea competente en su trabajo profesional.

COMITÉ DE AUDITORÍA

La Bolsa Mexicana de Valores (BMV) define al comité como el órgano delegado del consejo de administración para desempeñar las funciones en materia de auditoría interna como externa para coordinar actividades tendientes a la correcta evaluación de riesgos.

El comité tiene una relación estrecha con el área de auditoría interna, ya que debe reportar las siguientes actividades:
Revisar y aprobar el plan anual de auditoría, que se rige por las estrategias y necesidades de la organización.
Solucionar los hallazgos reportados por auditoría interna.
Vigilar la efectividad del sistema de control interno y dar seguimiento a las recomendaciones por el auditor externo.
Supervisar la integridad y confiabilidad de la información contenida en los estados financieros.  
Evaluar el desempeño del auditor externo, así como los dictámenes, opiniones o reportes que suscriba.

CONCLUSIONES

La función del área de auditoría interna es una actividad que no puede faltar en las organizaciones en función a los beneficios que aporta. Por consiguiente, dicho departamento debe verse como un equipo de consultores con el objetivo de apoyar a las actividades del comité, junta directiva y accionistas para tener una adecuada administración y cumplimiento de objetivos.

Por esto, el rol del auditor interno ha pasado de ser el supervisor del sistema de control interno y de la información contable para transformarse en un consultor de la dirección y gobierno corporativo, el cual da seguimiento a la estrategia y continuidad a la organización.

C.P. Rodolfo Misael García Cruz
Auditor interno JR en Ve por Más
garcruzmisael10@gmail.com

Facebook Comments

Related Articles

Búsqueda

Sígueme en Twitter

A %d blogueros les gusta esto: